Contact Us

Use the form on the right to contact us.

You can edit the text in this area, and change where the contact form on the right submits to, by entering edit mode using the modes on the bottom right. 

         

123 Street Avenue, City Town, 99999

(123) 555-6789

email@address.com

 

You can set your address, phone number, email and site description in the settings tab.
Link to read me page with more information.

Consejos de TCA

Filtering by Tag: ana

Trastornos Alimentarios y RRSS

Victoria Lozada

En cuanto me preguntaron si quería participar en la campaña de Orange sobre Trastornos Alimentarios y RRSS dije que sí sin pensarlo. Luego vi el video y me dieron más ganas aún de difundirlo. Como nutricionista especializada en trastornos alimentarios he encontrado esta oportunidad como irrechazable, y me emociona que se esté hablando de esto, especialmente que una compañía tan grande lo tome en cuenta y quiera darlo a conocer.

#ana

Nunca he visto nada parecido en este país, y ya va siendo hora de que se visibilicen más este tipo de situaciones, hablemos sobre ello, y ayudemos con el estigma que mucha gente tiene sobre el tema. Pocas son las personas que entendemos lo que hay detrás de un trastorno de la conducta alimentaria (TCA), y aunque las redes sociales no sean los verdaderos causantes de los mismos, sí que contribuyen en una forma brutal y cruel a que estos sigan permaneciendo en personas que son vulnerables a los mismos. Especialmente, sin duda, en la población adolescente.

 Este proyecto, dentro del marco de “Por un uso love de la tecnología”, está creado para acercar los TCA tanto a padres como a adolescentes (y a toda la población, realmente) para llamar la atención, señalar los riesgos y generar una conversación entre padres e hijos. Estas situaciones suceden cada día, las veo a diario en mi consulta, y debemos entender la gravedad del asunto, especialmente con la abusiva relación que tenemos casi todos con las redes sociales. 

 Como siempre cuento, la Anorexia Nerviosa y la Bulimia Nerviosa no son los únicos TCA que existen, pero es cierto que estos términos se han buscado un 470% más en los últimos años (considero que este dato nos debería alarmar, o al menos a mí me estremece).

 Como mostré hace unas semanas en un post de Instagram, existen muchos medios por los cuales se están teniendo conversaciones duras, fuertes, peligrosas y obsesivas respecto a temas alimentarios que incluyen restricción, autolesiones, purgas, compensaciones, insultos, imagen corporal alterada, valoración excesiva en el peso, etc. 

En cualquier blog pro ana (pro anorexia) y pro mia (pro bulimia) podemos encontrar estas temáticas, que se tratan de forma ligera entre sus usuarias y usuarios, pero que son de oscuro contenido. Se comparten en estas comunidades cómo bajar de peso de forma peligrosa, realizando métodos nada saludables, promotores de obsesión y odio, además de complicados para la salud.

#ana

Existen 2.500.000

de publicaciones etiquetadas con #Anorexia y casi 4 millones con los hashtags #ana o #mia. He surfeado por estos hashtags y el contenido es bastante fuerte, comprometido y, espeluznante.

Esto es sobre todo un problema porque el 85% de la población con TCA buscan esos contenidos cuando son menores de edad, y 1 de cada 4 personas siguen haciéndolo cuando son adultos. Estas son conductas que se suelen arrastrar si no se trabajan, y que pueden comprometer la salud y vida de las personas que las llevan a cabo durante mucho tiempo.

Algo que me suele preocupar, y que siempre intento aclarar, es que no solemos ver un TCA como una enfermedad, un problema, una condición que debe tratarse, si no como una fase, o incluso un capricho superficial de una persona por querer “verse bien” o “como las modelos o influencers de paso”.

Nada más alejado de la realidad. Sí, se puede ver como eso, pero un TCA esconde un problema de base afectiva, emocional, psicológica, y/o social, en fin, multifactorial, que debe trabajarse para que podamos conseguir que la conducta alimentaria e imagen corporal puedan dejar de verse afectadas.

Es imprescindible conocer que esto sucede, que podemos romper el silencio y estigma que hay respecto a los TCA, para poder al fin ayudar a quien lo necesita, y proporcionarle la ayuda terapéutica necesaria para trabajarlo.

El 87% de la familia desconoce que este problema está pasando en casa, y solo un 40% se acaba enterando de la situación.

Si eres una madre o un padre que sospeche que algo así puede estar pasando, es fundamental que se trabaje en casa, en familia, que se hable, que se apoye a la persona afectada, y que se consulte con un/una psicólogo/ay un/una dietista-nutricionista para poder trabajar en esto cuanto antes. 

Y si por el contrario te ves afectada/o y eres quien está pasando por una situación así, puedes sentir que esta comunidad pro ana o pro mia te entiende, te apoya y te quiere, pero solo conseguirás adentrarte más en un escenario al que es muy fácil acceder, pero muy difícil salir.

 

Ni nuestra alimentación, ni nuestro peso nos definen, somos mucho más que eso. El llegar al “peso ideal” no te dará felicidad, como crees. Siempre querrás perder más y más y más peso, y pondrás en riesgo tu vida. ¿Vale la pena? Busca ayuda, puedes aprender a quererte, a no juzgarte, y valorarte por lo que eres, no por un número.

 No estás sola/solo para atravesar este camino, te mereces más que juicios y sufrimiento.

Pueden ver el vídeo completo aquí, y vale la pena también ver el experimento de cámara escondida con los padres de una adolescente en una sesión de fotos. Bastante interesante.

¡Enhorabuena a Orange por este movimiento! Ojalá más campañas así