Contact Us

Use the form on the right to contact us.

You can edit the text in this area, and change where the contact form on the right submits to, by entering edit mode using the modes on the bottom right. 

           

123 Street Avenue, City Town, 99999

(123) 555-6789

email@address.com

 

You can set your address, phone number, email and site description in the settings tab.
Link to read me page with more information.

Consejos de nutrición

¿Hay que comer de todo?

Victoria Lozada

comida

Siempre escuchamos: "Comer de todo es la clave para conseguir una vida saludable" ¿Es cierta esta afirmación? Si y no, depende. Personalmente, siempre promuevo que para llevar un estilo de vida saludable, hay que comer de todo. Sin embargo, esto se puede malinterpretar porque todos podemos tener conceptos diferentes de lo que significa "comer de todo".

Analizando la frase, esta indica que comer de todo es como una especie de obligación. "Hay que", "tienes que", como una orden ¿no? Pues empezando por ahí, ya vamos mal. Nuestra alimentación, y en general nuestra vida, no "tiene que ser" de ninguna manera, estas son limitaciones o estándares que nos auto-imponemos. Nosotros entonces escogemos llevar una determinada forma de comer porque lo "queremos" así, no porque "tenemos que" hacerlo de determinada forma, aunque muchas veces la sociedad nos imponga lo contrario (hablando de alimentación, pero de otras cosas también).

Hay una gran diferencia en preguntarnos "¿tengo que comer de todo?" a "quiero/me apetece comer de todo". Es otra frase totalmente diferente. Un ejemplo claro es cuando estamos en alguna reunión/restaurante y decimos: "No quiero comer X alimento (como pasa en el vegetarianismo)", o "No me pongas postre". Suelen saltar muchas sensibilidades, y la gente usualmente responde con: "QUÉ ABURRIDO, si hay que comer de todo" o "Imposible, ser vegetariano no es saludable porque hay que comer de todo". Pues resulta que no, no hay que comer de todo, porque no todo es esencial. No necesitamos los bollos, o las galletas. Ahora, no me mal interpreten ¿Queremos que desaparezcan de la faz de la tierra, y no volver a comerlas nunca? NO. incluso yo las disfruto en algún momento. Pero... ¿Las necesitamos para vivir y cumplir con las funciones básicas de nuestro organismo? No realmente. 

La verdad es que ningún alimento en concreto te va a hacer adelgazar, engordar, o te dará cáncer, es la combinación de todo lo que comemos en general lo que se convierte en esencial. Sobre todo, tenemos que tomar en cuenta la calidad de los productos, y la cantidad que comemos de estos. Es un compendio. Si consumimos alimentos de buena calidad, en grandes cantidades, probablemente el peso se vea afectado, y si llevamos una alimentación pobre en calidad,  aunque en cantidades adecuadas, la salud se verá en juego.

Si abusamos de esta premisa de comer de todo, es probable que tu progreso no sea el esperado. ¿Por qué? Lo que pasa es que si comes una galletica con azúcar a media mañana "porque hay que comer de todo", y luego te tomas un refresquito en la comida, y cenas unas tostadas con 1 aguacate completo, pues esto a diario en una semana, y ya ni hablar en un mes, afectará el progreso sin duda, y tu salud probablemente de igual forma.

Es entonces cuando debemos entender que hay muchos alimentos que no debemos utilizar para auto-sabotearnos, si no como aliados. Por ejemplo, esa galletita, podrías cambiarla por una fruta, y no convertirla en rutina; el aguacate, aunque tiene grasas buenísimas, son grasas, y en exceso te afectarán; y el refresco, no tengo mucho que decir, no nos aporta absolutamente nada más que azúcar y otras porquerías.

Entonces, la galletita la dejamos para un día en especial que nos apetezca realmente, y sobre todo es ideal si la podemos hacer casera, o buscamos una que esté hecha con ingredientes reales y locales. Y eso sería la mejor forma de darte un gusto. 

¿De dónde sale esta frase?

Muchas veces escuchamos a profesionales de la salud recomendado comer de todo, y el concepto no está mal en teoría. Si realmente tenemos sentido común y nos alimentos de forma saludable diariamente, esta premisa puede aplicarse y no nos hará daño, de lo contrario ya vemos qué pasa si realmente comemos de todo, todo el tiempo. La cuestión es que el comer de todo vino a nuestra sociedad gracias a empresas a las que si les interesa que comamos de todo ;) (porque venden porquerías como cereales azucarados, yogurts azucarados, galletas, bebidas, bollería, etc.). 

Solemos entonces encontrar mensajes en sus publicidades que llevan a pensar que en realidad si comemos de todo, no va a pasar nada. Vemos que en las propagandas todo el mundo sale feliz comiendo de todo. Sin embargo, son falsas, ya que luego en sus recomendaciones de letras pequeñitas, sugieren una dieta balanceada, y deporte, para que realmente tengas una vida saludable.

¿Y entonces?

galleta

Preferiblemente consume alimentos de calidad, que te dejen satisfecho, en cantidades apropiadas para ti. Incluso, los alimentos light también pueden ser un buen aliado si los sabemos usar bien. Pero si en vez de una galleta full plomo (con todo), te comes 5 "ligeras", probablemente sigas queriendo la "full plomo", porque estas no satisfacen tanto, y además abusaste con las cantidades ya, sintiéndote poco satisfecho, un poco culpable, y además, con ganas de comer la otra galleta.

En resumen, no les temas a los alimentos como tal, ninguno en concreto es mágico, ni es tu perdición. Que la base de tu dieta sean frutas, vegetales, legumbres, proteínas de calidad, granos enteros, y usa estos otros productos tanto ligeros, como los de versión original, de forma inteligente, y sobre todo, de manera muy ocasional, escuchando a tu cuerpo cuando te los pida.